Plantas de amapola oriental: aprenda a cuidar las amapolas orientales

Hace tres mil años, los jardineros cultivaban amapolas orientales y sus primos Papaver en todo el mundo. Las plantas de amapola oriental (Papaver orientale) han sido las favoritas en el jardín desde entonces. Una vez plantadas, no requieren cuidados especiales y durarán muchos años. Su vibrante color rojo anaranjado original sigue siendo el más popular para el cultivo, aunque las amapolas orientales vienen en una variedad de colores para combinar o combinar con el esquema de color de cualquier jardín.

Cómo cuidar las amapolas orientales

Cuando se trata de cómo cuidar las amapolas orientales, hay pocas reglas. La colocación cuidadosa es esencial. Una vez plantadas, a estas bellezas no les gusta moverse.

No los plantes en tierra empapada. Odian los pies mojados. Fertilízalos, pero solo una vez al año.

Plantéelos con favoritos cuyos hábitos de crecimiento cubrirán los espacios vacíos en el jardín cuando sus amapolas entren en estado latente por el calor. Las amapolas orientales disfrutan de las temperaturas frescas de principios de primavera y otoño. Sus flores brillantes se abren justo cuando se agotan la mayoría de los bulbos de primavera y antes de que comiencen las flores de verano.

Cómo cuidar las amapolas orientales implica morirlas. Tantos jardineros novatos han matado sus plantas de amapola oriental debido a una preocupación mal dirigida. En el calor del verano, riegan, riegan, riegan, tratando de salvar su planta moribunda. En última instancia, el exceso de agua es lo que los mata.

¿Cuándo es el mejor momento para plantar amapolas orientales?

Antes de hablar de cuándo es el mejor momento para plantar amapolas orientales, hablemos de su ciclo de vida. El nuevo crecimiento comienza en el otoño cuando las temperaturas son frescas y cada vez más frías; nuevos brotes brotan de las raíces dormidas. El follaje se despliega hasta formar un montículo. Esta colina verde permanece allí todo el invierno. No crecerá mucho, pero tampoco morirá.

En primavera, el crecimiento comienza de nuevo y el macizo produce largos tallos de flores brillantes. En julio y agosto, el calor es excesivo para el delicado follaje. Las amapolas orientales deben estar inactivas a mediados del verano. En el otoño, cuando el clima se enfría, vuelven más fuertes que antes. Los grupos crecen cada año, pero nunca serán invasivos.

Por lo tanto, en función de sus hábitos de crecimiento, la primavera y el otoño responden a la pregunta de cuándo es el mejor momento para plantar amapolas orientales y la regla general es la primavera, donde los inviernos son fríos, y el otoño, donde los inviernos son cálidos.

Cultivo de amapolas orientales

Cuando hablamos de cultivar amapola oriental, debemos comenzar con la propagación. Los viveros rara vez tienen plantas de amapola oriental en macetas porque son difíciles de trasplantar. Una vez sembradas, no les gusta que las molesten. Por lo tanto, el método más sencillo para cultivar amapolas orientales es sembrar las semillas directamente en el suelo.

Elige un lugar que reciba mucho sol (al menos seis horas al día) y voltea las dos pulgadas superiores (2,5 a 5 cm) de tierra. Las amapolas no son exigentes con su suelo, pero son exigentes con el drenaje. Si el drenaje es deficiente, modifique el suelo con 5 cm de compost antes de plantar.

Espolvorea las semillas sobre el suelo. No los cubra. Las amapolas orientales necesitan luz para germinar. Riegue el área regularmente, manteniéndola húmeda pero no empapada hasta que las semillas germinen, lo que debería tomar alrededor de dos semanas. Cuando las plántulas tengan aproximadamente una pulgada de alto, adelántelas a 15 cm (6 pulgadas) de distancia.

Consejos para cultivar amapola oriental en interiores

Cómo cultivar amapola oriental en interiores es muy similar con algunos ajustes menores. Como se mencionó anteriormente, estas plantas no se trasplantan bien. Por lo tanto, para sembrar con éxito tus semillas en interiores, debes usar macetas biodegradables que se entierren con la planta.

Llene sus macetas con medio de plantación hasta aproximadamente 1 cm por debajo del borde. Riega bien las macetas antes de plantar. Espolvoree solo unas pocas semillas en cada maceta para que las nuevas raíces de las plántulas tengan suficiente espacio para crecer. Las amapolas orientales tienen semillas pequeñas. Para facilitar la siembra, intente esparcir su semilla en una hoja de papel blanco y recoja unas pocas a la vez con un dedo húmedo.

Una vez sembradas, cubra las macetas con plástico para retener la humedad y colóquelas en una ventana soleada. Sus plántulas deben germinar en 7 a 14 días. Reduzca el número de plántulas a una por maceta cuando tengan aproximadamente una pulgada de alto. Haga esto quitando las plantas no deseadas para que las raíces de sus nuevas plantas de amapola oriental permanezcan intactas.

¿Cuándo es el mejor momento para plantar amapolas orientales en interior? Un día nublado y sin viento es ideal para trasplantar. Retire 1 cm de la parte superior de cada maceta antes de ponerla en el suelo. La copa de la planta debe estar al nivel del suelo.

Cultivar amapolas orientales en tu propio jardín es una decisión de la que nunca te arrepentirás. Su fácil cuidado, longevidad y hermosas flores las convierten en una delicia para los jardineros.

Gracias por leer bosquevirgen.com. ¡Hasta pronto!

Deja un comentario